Qué es el burn out

Qué es el síndrome del burn out

Comparte el artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Puede que la mayoría de la mayoría no conozca el significado de las palabras en inglés: burn out si lo traducimos  quiere decir el síndrome del “quemado”. Vamos a explicarte qué es este mal y cuáles son los motivos por los que cada vez más, los trabajadores se ven afectados por este síntoma.

Este término empezó a utilizarse por primera vez en 1974 a partir de ahí, fueron muchas las aportaciones que se hicieron  por médicos, psicólogos e investigadores que sumaron sus conocimientos para averiguar más sobre este síndrome del trabajador quemado.

El síndrome de burn out también se le conoce como el síndrome de desgaste profesionales síndrome de desgaste ocupacional y se da cuando la persona es sometida a unas situaciones de estrés prolongado en el organismo y que suele ser la respuesta a situaciones o condicionantes emocionales relacionados con el estrés que se suelen dar en los ambientes de trabajo.

Este mal afecta ya a un gran número de trabajadores europeos. Algunas estadísticas hablan de que son cerca de 43 millones de trabajadores los que lo padecen.

Algunos síntomas del síndrome

La sensación de sufrir burn out está muy ligada a las sensaciones de cuando se sufre depresión ya que esta situación de estrés prolongado provoca una sensación de agotamiento, frustración y desgana que conllevan hacia una pérdida de motivación.

Algunos de los síntomas que se relacionan con este mal son: sensación de fatiga constante, alteraciones del sueño, descontrol del apetito incluso el nivel de tus defensas puede verse afectado por este síndrome. Las relaciones personales también cambian cuando se sufre burn out, la personalidad del individuo se vuelve más distante y fría evitando las relaciones sociales y las conversaciones.

También te puede interesar:  Cómo afrontar una entrevista de trabajo

En la mayoría de los casos el burn out suele darse en las situaciones de carga excesiva de trabajo por eso las personas que se consideran demasiado perfeccionistas en el trabajo son uno de los colectivos que más puede verse afectado por este mal. También las profesiones que suelen estar en contacto con otra gente son algunas de las que más propensas son a desarrollar este síndrome como los médicos, los policías o los maestros.

Si notas que sufres alguno de estos síntomas durante un tiempo prolongado lo más recomendable es acudir en busca de ayuda profesional. Los psicólogos y los psiquiatras especializados te ayudarán con terapias específicas a superar este mal y a volver a recuperar las ganas de volver al trabajo.

 

 

Comparte el artículoShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *