Aro de luz: anillo con fuente de iluminación continua

Durante los últimos años, los aros de luz han sido una herramienta útil para hacer tutoriales, realizar fotografías de productos o retratos. Gracias a su estructura proporcionan luz uniforme y eliminan las sombras indeseadas para resaltar los tonos de la piel. Ahora bien, ¿cómo se usan y qué hay que tener en cuenta para elegir uno?

¿Para qué sirve un aro de luz?

Sirve para iluminar todo tu rostro de forma uniforme y lo puedes utilizar con tablets, móvil o encima de un trípode. Gracias a que la luz es continua, su potencia es más baja que la de un flash, por lo que es ideal para las videoconferencias y formatos de vídeo.

Por otro lado, la estructura con forma de anillo proyecta una iluminación homogénea y favorecedora que oculta arrugas y marcas. Aunque anteriormente su uso estaba limitado a la fotografía de estudio, actualmente su popularidad ha aumentado, se consiguen precios asequibles y una gran variedad de ofertas y marcas disponibles.

¿Cuáles son los usos principales de un aro de luz?

El aro de luz led es un accesorio común hoy en día para cualquier persona, algunos de sus usos principales son las fotografías macro, de producto, de perfil para redes sociales, de retrato, selfies, gastronómicas, etc. También son útiles en la creación de contenido, Vlogging, sesiones de maquillaje y masterclass.

Incluso, hay quienes usan los anillos en streaming, videoconferencias, tutoriales de belleza, reuniones de trabajo virtuales, video llamadas familiares, y vídeos para YouTube. Claro está, pueden existir muchísimos usos más dependiendo de tus preferencias, trabajo o actividades que realices.

También te puede interesar:  Smart bidding: conoce sus ventajas

¿Cómo elegir un aro de luz apropiado?

Debes analizar algunas características. En primer lugar, el diámetro o tamaño del aro que se define con pulgadas o centímetros. Para elegir bien tendrás que pensar en el uso que le vas a dar, pues mientras más pequeño sea, menos iluminará el contorno y provocará más sombras.

Además, si lo usarás a distancia es mejor que sea más grande. Por otro lado, la altura es un factor fundamental, esto depende de si vas a colocarlo sobre una mesa o en el piso y si vas a grabar sentado o de pie. La temperatura de la luz varía entre fría, neutra o cálida, algunos modelos permiten graduarla, pero debes analizar este aspecto antes de escoger tu aro.

Asimismo, te recomendamos que te fijes en si tiene batería y cuánto dura, sobre todo si tu actividad amerita que esté encendido durante largas sesiones. Otros anillos funcionan con cable y son más económicos, lo cual puede ser una ventaja de acuerdo a lo que necesites.

¿Cómo instalar un aro de luz correctamente?

Cuando compres tu aro seguramente vendrá con las instrucciones para montarlo, pero no te preocupes, porque siempre son sencillas. Lo primero que debes hacer es confirmar que todas las piezas están completas. Si viene con su trípode, despliégalo y sitúalo en el lugar que lo prefieras para ver si tiene estabilidad.

Ajusta el soporte del aro al enganche que tiene el trípode y acopla el anillo en el soporte. Cuando todo esté bien ajustado, enciéndelo y comprueba que funcione bien.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.